Jerusalén ni judío ni palestino, es español. — El Conservador Digital

El fallecido líder palestino Yaser Arafat se refería al rey emérito, Juan Carlos I, como “nuestro querido Rey”. El presidente de Israel, Simón Peres (sefardí), cada vez que se encontraba con el padre de Felipe VI, actual monarca español, le nombraba con toda solemnidad y afecto como el “monarca de los Santos Lugares”. La monarquía […]

a través de Jerusalén ni judío ni palestino, es español. — El Conservador Digital